Our Blog

Un 2015.

¿Como expresarle a esos que a uno lo han acompañado siempre, el agradecimiento de que sigan a tu lado? ¿Que decirle a esas personas que estimas, a quienes no encontraste el tiempo de llamar en 365 días? ¿Que decirle a los nuevos amigos que hiciste en el camino, a esos que quisieron estar cerca, saber de tus cosas, regalarte un consejo que te hizo vivir un poco mejor? A aquellos que quisieron desinteresadamente saber de tus avances, contarte los suyos?

Y que tal a esos que no quisieron nada de eso, que ven en ti algún tipo de amenaza o simplemente se han dado la molestia de decir cosas no tan gentiles sobre tu persona? Siempre los hay y no puedo evitar considerarlas en mis pensamientos, pues con algo de ellos me he quedado.

¿Que decirles a los que han optado por pasarse la vida al lado tuyo?

Me ha dado por pensar en como miraré el 2015 cuando ya no queden más que unos segundos crepusculares de él. ¿Que apuestas vendrán? ¿A quienes querré agradecer?

El 2014 fue un buen año, aunque me provoca bastante pudor calificarlo así considerando que para algunos habrá sido un año definitivamente para olvidar. Fue un año enriquecedor, disculpen el cliché.

Una buena tarea para enero será hacer unos llamados, tocar puertas, derrochar cariño, ponerme al día y saludar amistades que atesoro, y definitivamente purgar algunos de la lista de contactos.

Atardecer en Hanga Roa ©Pablo Retamal